Teléfono
Email
carrito
Mi Carrito (0)
Lupa
¡AVISO IMPORTANTE!
POR FAVOR, consulten la recepción correcta de la mercancía antes de proceder a la firma de la entrega. Cualquier anomalía que observen, deberán dejarla por escrito en el albarán.

29/12/2022 | 08:59:31 AM

Dos cifras claves para Jaén: 5,45 euros el litro de aceite y 8,15 euros el coste de producción


Dos cifras claves para Jaén: 5,45 euros el litro de aceite y 8,15 euros el coste de producción

El precio del aceite alcanza su máximo histórico y los precios siguen apretando a los olivareros y almazareros

28 DIC 2022 / 09:33 H.
 
 
 
 
 

El año 2022 será recordado por la subida de precios en todos los productos de la cesta de la compra, así como en los combustibles, la luz o el gas. Todo ello ha provocado que la inflación estuviera por encima del 10% durante meses, aunque va a acabar el año sobre el 7 por ciento. Un incremento de los precios que también ha experimentado el aceite de oliva que en estas últimas semanas está alcanzando máximos históricos en su valor de venta, puesto que está a 5,45 euros el litro de virgen extra, lo que supone un 60% más que en la primera semana de enero, que estaba a 3,36, según recoge el Observatorio Poolred. Más de dos euros de diferencia que supera los valores máximos hasta el momento alcanzados, que se situaban en 4,26 euros el litro, en 2005.

Esta tendencia ya venía arrastrada de 2021, cuando a partir del verano comenzaron a subir los precios después de haber llegado a estar el aceite virgen extra por debajo de los dos euros. Así, desde el verano del año pasado comenzaron a subir hasta lograr acabar el año con un valor de más de 3,30 euros. Una tendencia que ha continuado durante todo 2022, que acompañado por la inflación de toda la economía, el precio se sitúa en 5,45 euros el litro para el Aove, mientras que el virgen se está vendiendo, en origen, a 4,97, y el lampante, a 4,83.

Unos valores que previsiblemente seguirán altos debido a la escasa cosecha prevista para esta campaña y que se nota en el campo, con el olivar de secano sin aceituna y los de riego con escasa producción. Tal es la gravedad de la temporada oleícola, que de las 500.000 toneladas que se recogieron la campaña pasada en la provincia de Jaén, este año se aforó 200.000, aunque la realidad es que será mucho más baja, ya que apenas ha llovido en el otoño. Por ello, en el global del país se esperan unas 750.000 toneladas, que no darían para abastecer todo el mercado oleícola, en el que la temporada pasada comercializó más de 1,6 millones de toneladas.

 
 

No hay cara sin cruz

El aumento de los costes de producción y la sequía ha marcado el año 2022 en el sector agrícola, provocando pérdidas en los agricultores y ganaderos. Así lo sintentiza la organización agraria COAG Jaén en el balance anual realizado este martes por su secretario general, Juan Luis Ávila, en una rueda de prensa en la que estuvo acompañado por el secretario de Organización, Francisco Elvira, y por el responsable técnico, Juan Carlos Hervás. Ávila puso el foco en que la reducción de producción de aceituna, el aumento de la energía, de los fitosanitarios, abonos y el incremento del coste de recolección, ha disparado el coste medio de producción de un kilo de aceite de oliva virgen extra a 8,15 euros. Un valor que toman como referencia el estudio de los costes de producción del informe de AEMO 2019 y teniendo en cuenta, especialmente la reducción de la cosecha, el coste de producción de un kilo de Aove en olivar tradicional no mecanizable de secano, que representa el 21 por ciento de la superficie de la provincia de Jaén, se eleva hasta los 13,67 euros. En cuanto al olivar tradicional mecanizable de secano, que representa el 30,5% de la superficie de olivar en Jaén, el coste de producción de un kilo de aceite se eleva hasta 9,49 euros. Y en olivar tradicional mecanizable de riego hasta los 5,37.

Asimismo, el secretario general de COAG Jaén lamenta que desde el Ministerio de Agricultura, sin tener en cuenta estos datos, se hagan “permanentes llamamientos” a la moderación de los precios en origen, “cuando los actuales, a pesar de su subida, no cubren los costes de producción”. “Lo mismo se deberían centrar en los márgenes de la distribución y los impuestos de la administración al aceite de oliva”, sostiene Ávila, que respecto a la cosecha, alerta de que la producción de aceite será “aún peor” de las previsiones realizadas, tanto en el aforo oficial como las de los propios olivareros.

En este sentido, Francisco Elvira explicó el estado en el que se encuentra el campo jiennense. “Se ha perdido el 20-30% del aforo de la Junta y os vamos a ir a las 140.000-150.000 toneladas. Es la realidad y la sensación que nos transmiten los agricultores”, señala Elvira, quien añade: “Analizando los datos y lo que dice el Ministerio de que va a haber 780.000 toneladas, más las 450.000 de enlace, más las importaciones de 220.000, habrá que reducir las exportaciones un 20%, por lo que habrá menos consumo para que no haya desabastecimiento”.

Por otro lado, Juan Luis Ávila ha mostrado su “preocupación” con la aprobación prevista del Plan Hidrológico del Guadalquivir, “que se hace a espaldas de la provincia de Jaén y no hace que el agua se utilice basando en criterios eficientes”. “Ahora mismo, un olivar superintensivo del bajo Guadalquivir puede pasar a los 3.000 metros cúbicos y en Jaén no puede superar los 1.500”, lamentó el secretario general de COAG Jaén. En cuanto al resto de sectores, Ávila explica que el algodón tiene muy difícil la campaña, sin apenas poder regar; la ganadería, en el caso del ovino “tenemos un incremento de en torno a los diez euros por cordero pero no compensa con los costes”. En el caso del almendro, hay 5.100 hectáreas y es un “año complicado por la reducción de la dotación de regadío”.